Crema casera para hidratar la piel

Cuidar nuestra piel es una responsabilidad individual en materia de salud y belleza. Una de las funciones básicas que tienen los productos para el cuidado y mantenimiento de nuestra piel es la hidratación.

La cual se refiere a la cantidad necesaria de agua que debe aportársele a las células para que no dejen de completar sus funciones metabólicas, y que en el caso de la piel es imprescindible.

Cuáles son las mejores cremas para la hidratación de la piel

En lo que se refiere a los productos para la hidratación de nuestra piel tengamos en cuenta que existen cremas diferenciadas por sus sustancias: las simples (que incluyen aceites vegetales con lanolina) y las complejas (que contienen sustancias activas, tales como sales y minerales).

Cuando debo usar cremas para cuidar mi piel

Se recomienda el uso de los productos de hidratación simple a partir de los 20 años, mientras que se aconseja la aplicación de productos de hidratación compleja una vez que cumplamos los 30 años.

Porque hay que saber que nuestro cuerpo a determinada edad ya no funcionara como antes, y lo mejor será darle algún tipo de ayuda, lo cual solo nos beneficiara a nosotras.

Si bien muchos de estos productos pueden conseguirse en tiendas especializadas, también podemos ahorrarnos la compra de estos, que muchas veces presentan precios elevados, y hacer nuestras propias cremas caseras para hidratar la piel, sobre todo ideales en vísperas del verano cuando nuestra piel se encuentra expuesta a la amenaza de resequedad y deshidratación.

Si queremos hacer una crema casera para hidratar la piel de nuestro cuerpo, debes contar con los siguientes ingredientes: cera de abeja, aceite con vitamina E, arcilla bentonita, aceite de coco (preferiblemente orgánico), aloe vera en gel, manteca karité y opcionalmente aceite esencial.

Su preparación es muy sencilla: Tanto la cera como la manteca y el aceite de coco orgánico deben derretirse para luego dejarlo enfriar. Luego, por separado, vas mezclando uno a uno el resto de los ingredientes (con medidas no mayores de media taza). Cuando todo se encuentre combinado en la misma mezcla tu crema se encontrará lista.

Como puedes notar es un trabajo muy sencillo, que puede darte muy buenos resultados si eres perseverante en el proceso.

Cuidar tu piel es algo clave en estos tiempos, en donde los rayos ultravioletas y la misma contaminación, pueden provocar daños irreversibles en la misma,

Espero que este articulo te sea de ayuda, y hasta la próxima!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.